Inspiración15 julio 2022

Los baños de microcemento. Tendencia para este año.

¿Buscas versatilidad y resistencia en los materiales de tu cuarto de baño? El microcemento en baños es tendencia y puede ser exactamente lo que buscas.

El microcemento se ha convertido en uno de los materiales preferidos de los diseñadores de interiores por todo el mundo. Su versatilidad en acabados, su resistencia y altas prestaciones lo convierten en una opción más que interesante para el baño. 

Tan minimalista y moderno, como rústico. La versatilidad del microcemento te invita a crear el espacio que tú quieras.

Conoce mejor este material y sus diferentes usos para el cuarto de baño. Toma nota de las ideas que te daremos en este artículo y atrévete a imprimir vanguardismo en tu cuarto de baño con el microcemento.

¿Qué es el microcemento?

El microcemento es un material que se compone de una mezcla de cemento con resinas, fibras, otros áridos y polímeros. Se puede pigmentar para imprimir el color que se desee y cuenta con variedad de acabados: tanto mate como brillante, con textura y totalmente pulido.

Como pavimento, como revestimiento de paredes y muebles, o como material de las propias piezas que componen la esencia del baño, el microcemento marca tendencia allá donde esté. 

Ventajas de los baños de microcemento

Los baños con microcemento en paredes, suelos o en las piezas y muebles, presentan una serie de ventajas. Estas son solo algunas de ellas: 

  • Si ya tienes un baño alicatado, no necesitas eliminar los azulejos. Puedes aplicar el microcemento sobre el revestimiento previo, por lo que no tendrás que hacer obras para incorporarlo.

  • El microcemento es poroso, pero, con el sellador apropiado, es impermeable. Por tanto, puede revestir cualquier elemento del baño sin miedo a filtraciones.

  • Con el tratamiento adecuado, el microcemento puede tener propiedades antideslizantes, que lo hacen ideal para recubrir duchas y bañeras.

  • Es un material versátil, que se adapta a cualquier superficie. Incluso, si lo deseas, puedes revestir absolutamente todo el baño con el mismo material.

  • Su superficie lisa y pulida y su resistencia hacen que sea muy fácil de limpiar.

Ideas para aplicar microcemento en baños

Al tratarse de un material tan versátil, las posibilidades de hacer baños de cemento pulido son prácticamente ilimitadas. Veamos algunas ideas de cómo hacerlo.

  • La ducha o la bañera en microcemento. Gracias a su capacidad impermeable y su facilidad de limpieza, el acabado pulido es muy apropiado para revestir la bañera o la ducha.

  • Lavabo y encimera de microcemento. El lavabo de microcemento, así como la encimera, pueden darle un aspecto innovador y carácter industrial al baño.

  • El cemento pulido en muebles, como las estanterías, te da la oportunidad de generar una imagen de continuidad en la totalidad del cuarto de baño.

¿Quieres más? Entonces, debes saber que el uso más extendido y práctico del microcemento en baños es su aplicación como revestimiento para los suelos y las paredes.

Esta opción, además de aportar continuidad, genera una sensación de amplitud en el espacio.

Colores en los baños de microcemento

Los colores en el microcemento de los baños son un factor a tener muy en cuenta. Cada color puede generar un efecto óptico muy diferente en el baño. Los más utilizados por su versatilidad son el blanco y el beige, aunque puedes encontrar baños de microcemento en todos los colores. 

Baños con microcemento blanco

El baño de microcemento blanco es un baño moderno, luminoso y limpio. La sensación de amplitud que procura este color, sobre todo si se aplica a todo el revestimiento, tanto de suelos como de paredes, resulta muy favorecedor para la estancia. 

Baños con microcemento beige

El beige, así como otros tonos de marrón muy claros, proporcionan un estilo algo más rústico al cuarto de baño. Crean un ambiente acogedor que resulta ideal en aquellos baños donde buscas que la continuidad y el minimalismo se fusionen con la calidez. 

Ideas de baños con microcemento y madera

Combinar el microcemento y la madera puede parecer visualmente arriesgado en teoría. Pero, cuando lo llevamos a la práctica, vemos que es una decisión muy acertada.

Un porcelánico de imitación madera puede combinar a la perfección con el microcemento que reviste las paredes y la ducha del cuarto de baño.

La combinación contraria también es muy interesante. Por ejemplo, en los baños con suelo gris de imitación cemento, el mueble del lavabo en madera aportará un toque cálido muy agradable.

Comparte en tus redes sociales

ENTRADAS RECIENTES

Descubre lo más destacado de producto y diseño